Termotanque eléctrico

Instalación de termotanque Rheem y mantenimiento

La instalación de un termotanque Rheem debe ser realizada por un experto en la materia, para lo cual es necesario contratar a un servicio técnico en función de lograr establecer una correcta instalación del mismo.

instalar termotanque rheem mantenimiento

Aunque en casa se puede realizar dicho trabajo, ya que no implica mucha fuerza, para ello te explicaremos los pasos a seguir más adelante.

¿Cómo instalar un termotanque eléctrico Rheem?

La instalación  de un modelo eléctrico se basa en establecer las conexiones necesarias de la entrada de agua fría y la entrada de agua caliente, luego solo quedara encender el termo tanque.

El encendido se basa solo en enchufar el artefacto y luego esperar que las luces enciendan y la de color verde se apague lo cual indicara que el agua está caliente y lista para usarse.

¿Cómo se instala un termotanque a gas Rheem?

La instalación de un termotanque a gas es un poco más compleja que la anterior, debido a que se debe realizar la instalación de la entrada de gas a dicho artefacto.

  1. Colocar un tubo en la parte inferior o superior sea el caso para la entrada de gas.
  2. Se debe de hacer la conexión con la entrada que tiene de agua fría y también con la saliente de agua caliente.
  3. Encender el termotanque y estará listo para usarse.
  4. El encendido se basa en establecer la perilla selectora en el modo piloto.
  5. Y luego con el botón piezoeléctrico presionar varias veces hasta que el pilo arranque.
  6. Finalmente solo se deja presionada la perilla por 30 segundos y listo, el termotanque estará listo para calentar el agua.

¿Cuál es el correcto mantenimiento de un termotanque Rheem?

El principal mantenimiento para cualquier tipo de los tipos de productos Rheem se basa en la eliminación del sarro, ya que este puede generar corrosión y por ende dañar el termo, logrando entonces sustituirlo por uno nuevo.

El mantenimiento de limpieza del sarro debe realizarse al menos dos o tres veces por año, el procedimiento consiste en drena al menos 20 litros de agua por cada una de las válvulas de descarga.

Mantenimiento de uno eléctrico

El mantenimiento de este tipo de termotanques se basa principalmente en la limpieza del sarro, que se realiza de la misma manera que explicamos anteriormente.

Lo cual se realiza con el fin de eliminar todo sedimento de agua dura que se almacena en la parte interior del tanque, garantizando su vida útil.

  • Mantenimiento de la válvula de seguridad: la limpieza se realiza aplicando presión de agua en cada válvula, para eliminar todo tipo de sedimentos u objetos que obstruyan el paso de gas.
  • Mantenimiento del nodo de magnesio: esta parte del termotanque, es necesaria que se revise con regularidad, debido a que ella es la encargada de mantener la durabilidad del tanque.

De manera  que este no tenga ningún tipo de corrosión, por lo que se debe cambiar al menos dos veces al año.

Mantenimiento de uno a gas

El mantenimiento de los termotanques a gas es un poco más complejo, pero de igual manera muy rápido de hacer, solo se deben seguir ciertos parámetros para no dañar la instalación del termotanque.

Es necesario limpiar el quemador, para lo cual será necesario desarmar el termotanque y sacar dicho objeto, para eliminar todo tipo de residuos y abrir cada uno de sus agujeros con el fin de que el gas salga con mayor regularidad.

Además se debe estar pendiente del cambio de la barra de magnesio, la cual permitirá que este tanque no tenga ningún tipo de corrosión, por lo que es necesario que  sea cambiada periódicamente, esta se encuentra en la parte superior del tanque.

Al sacar la barra es recomendable que se realice una enjuagada del tanque en su parte interior.

PRESUPUESTO SIN CARGO